GREDOS

GREDOS
VISTA DE LA SIERRA DE GREDOS

lunes, 14 de febrero de 2011

ROBOS EN EL CAMPO

Por si fuera poco la mala situación en la que se encuentra tanto la agricultura como la ganadería, ya que los costes de producción se han multiplicado de manera considerable, y las inversiones cada dia suponen una carga mas para el sector, el precio del “gasoleo” no para se subir, la crisis que atenaza a tanto a la agricultura como a la industria y los servicios, a todo esto hay que añadir una nueva situación que se vine detestando desde hace ya bastante tiempo en todo el territorio nacional y de manera particular en Castilla León. Esta situación es la cantidad de robos que están sufriendo los agricultores y que cada dia son mas frecuentes; los desguaces de maquinaria agrícola en busca de materiales valiosos (por lo general cobre) el robo de aperos, los asaltos a los tendidos eléctricos, esto que solo hace un año se producía cada tres meses, ahora se produce cada ocho o diez días lo que esta produciendo perdidas considerables y ha creado un clima d e inseguridad en el mundo rural que se encuentra al borde de tomarse la justicia por su mano, ya que la Guardia Civil no llega a tiempo por falta de efectivos. Los ganaderos no lo están pasando mejor, pues al encarecimiento de los precios de los cereales, la soja y materias primas hay que añadir, los ataques de los Lobos, que están causando bajas considerables en la ganadería de campo, mientras que el sector Lácteo padece una situación aun peor ya que hay ganaderos que llevan mas de medio año sin cobrar la leche producida en es tiempo, mientras tienen que seguir alimentando a su ganado. Hace solo unos días me comentaba un ganadero que lleva sin cobrar la leche desde el mes de Agosto, y que se encontraba al borde de la ruina y la desesperación, teniendo que endeudarse para alimentar a su ganado. Creo que alguien deberá de poner remedio a esta situación a la que hemos llegado, para que el campo y el mundo rural sigan haciendo sus funciones y los pueblos de Castilla y León no se queden des habitados.